Podría resistirse a estas tres tentaciones? Seguro que sí - Amor
Pareja

Podría resistirse a estas tres tentaciones? Seguro que sí

¡Es que nadie está exento de las tentaciones! Por eso revisamos una “amplia” bibliografía para aclararles qué hacer en caso de que se presente una de estas situaciones en su vida.

¡Es que nadie está exento de las tentaciones! Por eso revisamos una "amplia" bibliografía para aclararles qué hacer en caso de que se presente una de estas situaciones en su vida.

Popularmente se dice “pasa hasta en las mejores familias”, y seguramente también le ha pasado por la cabeza: 1. volver con su ex; 2. involucrarse con alguien en su trabajo; o 3. comparar su relación con la de sus conocidos.

¡Es que nadie está exento de las tentaciones! Por eso revisamos una “amplia” bibliografía para aclararles qué hacer en caso de que se presente una de estas situaciones en su vida.

1. Volver con el ex.

Dice la reportera Johanna Díaz, de la famosa revista Cosmopolitan, que la pareja con la que ya no está “representa el camino que no seguiste y sobre el que siempre sentirás curiosidad; por eso, cuando lo ves, los recuerdos afloran y hasta te preguntas si tu vida no sería más emocionante en el caso de haber seguido con él”.

La solución que se plantea para este caso es revivir, recordar las razones por las cuales se terminó la relación. Los seres humanos solemos retomar aquellos buenos recuerdos y bloquear los momentos negativos, por lo que puede ser una ventaja para su actual relación incorporar las cosas que hacía con su anterior pareja, con el fin de no extrañar aquellas cosas que solía hacer y que ahora le hacen falta.

2. Las canitas al aire en el trabajo

El lugar de trabajo suele ser el sitio donde más tiempo se pasa en la vida, así que no es de extrañarse que la gente pase más tiempo con sus compañeros de oficina que con su pareja. “Esas largas jornadas laborales pueden crear un vínculo sólido con algún colega del sexo opuesto (o del mismo sexo), aquella persona con quien sale a almorzar y hasta le empieza a hablar de sus problemas de pareja”, afirma Díaz.

¡Pilas! Es en esa situación de entrega y recepción de confianza donde las cosas pueden empezar a confundirse. Para que a su colega, compañero o vecino de escritorio, le quede claro cuál es la situación entre ustedes, invite a su pareja a la oficina, ya que esto hará más fuerte el vínculo entre ustedes y así “comprenderá que su colega no es el único que se identifica con usted ni es el que mejor lo o la entiende”.

3. La constante comparación de tu relación con la que llevan tus amigos y amigas (incluso… ¡los famosos!)

“La inseguridad es la fuerza que nutre esta tentación” afirma con claridad la reportera. Para contrarrestar las dudas y para que su relación se haga más provechosa, recuerde que “todo iba bien antes de que mordiera el demonio verde de la envidia”, agrega.

Es bueno darse una pausa mental y considerar que ninguna pareja (ni siquiera la que llevan tus allegados) es perfecta. Una táctica clave es hablar con su pareja acerca de lo que pasa por su mente. Verá que cómo sus dudas se reducen a simples pensamientos irreales.

Subir